45 Ejemplos de
Párrafos y Oraciones

Párrafos y Oraciones

Los párrafos y las oraciones son las secuencias con las que se compone y organiza un texto.

Los párrafos están formados por uno o más enunciados que, por lo general, comienzan con una sangría y finalizan con punto y aparte. Son una parte fundamental de los textos, para su organización semántica y formal. L

as oraciones son fragmentos de sentido completo que comienzan con letra inicial mayúscula y finalizan con punto. Una o varias oraciones relacionadas temáticamente y vinculadas por medio de la cohesión textual constituyen un párrafo.

Los párrafos

  • Están formados por un conjunto variable de oraciones, de las cuales una suele concentrar la información esencial y el núcleo semántico del párrafo.
  • Deben ser coherentes y cohesivos.
  • Contribuyen con la progresión temática.
  • Permiten secuenciar la información y delinear la estructura del texto.
  • Finalizan cuando el autor ha agotado una idea, perspectiva o punto de vista. Entonces, se cierra el párrafo y se comienza uno nuevo.
  • Suelen introducirse mediante el uso de conectores. Así, el texto que componen resulta coherente y cohesivo.

Tipos de párrafos

Según la intención comunicativa:

  • Párrafo de descripción o desarrollo de un concepto. A partir de un tema inicial, que puede presentarse al comienzo o al final, el párrafo expone en oraciones cortas y de manera ordenada, los aspectos singulares que lo caracterizan. Por ejemplo:

El Tyrannosaurus Rex era una terópodo tiranosáurido, es decir, un dinosaurio carnívoro bípedo, pesaba aproximadamente siete toneladas y medía más de trece metros de largo. Tenía un cráneo grande y prominente, extremidades superiores cortas, patas potentes y una larga cola. Su dentadura alcanzaba el metro de largo y podía triturar hasta cuatro toneladas. Estas características permiten suponer que se trataba de un animal agresivo y muy poderoso.

  • Párrafo de causalidad/efecto. Presenta un fenómeno o situación, al comienzo o al final, junto con las causas que lo provocaron. Por ejemplo:

Algunas consecuencias que provocó la Primera Guerra Mundial son la desaparición de los imperios alemán, austro-húngaro, otomano y ruso; la reestructuración del mapa europeo y la aparición de nuevos países en esa región, como Hungría, Estonia y Finlandia. Sin dudas, el país más perjudicado fue Alemania, que recibió duras penalizaciones económicas y sufrió pérdidas territoriales muy significativas.

  • Párrafo de enumeración. Puede utilizarse para especificar aspectos o características de un mismo objeto o para listar elementos de lo más variados. Por ejemplo:

Al momento de preparar la maleta para un viaje al exterior, ya sea por trabajo o vacaciones, hay cinco elementos que ningún viajero debe olvidar. El primero es un adaptador universal, que le permita utilizar o cargar sus dispositivos electrónicos en cualquier lugar del mundo. Luego, una bolsa de cierre hermético con los documentos e información de reservas, para tener a mano en caso de urgencia. También es recomendable llevar una muda extra de ropa en el equipaje de mano, en caso de que la maleta se extravíe en el aeropuerto. Y, para lidiar con las incomodidades del vuelo, una almohada de viaje y tapones para los oídos.

  • Párrafo de comparación/oposición. Permite expresar semejanzas o contrastes acerca de un objeto, un problema, un concepto, de acuerdo a criterios o indicadores determinados. Por ejemplo:

A pesar de que las mascotas son una excelente compañía, en especial para los niños o los adultos mayores, antes de adoptar un perro o un gato hay que considerar que estos simpáticos amiguitos suponen un enorme gasto. No se trata solamente de la compra mensual de alimento balanceado, también deben incluirse en la cuenta los controles periódicos en el veterinario y juguetes, entre otros gastos.

  • Párrafo de seriación/secuencia. Se utiliza comúnmente en instructivos, en los que se describe un esquema de pasos en serie para alcanzar un objetivo. La serie también se organiza en una secuencia temporal. Por ejemplo:

Para reparar una pared con humedad, primeramente deberá conocer el tipo de humedad que afecta al muro en cuestión. Esto le dará una pauta de cómo abordar el problema.
Luego, será necesario limpiar y pulir la zona afectada, y colocar un producto antihumedad antes de volver a pintar.

Según la posición que ocupan en el texto:

  • Párrafos introductorios. Presentan y delimitan el tema que va a desarrollarse. Por ejemplo:

Un problema que actualmente afecta a las zonas más pobres del mundo es la gran cantidad de residuos que se acumulan en enormes vertederos, que por su tamaño resultan incontrolables y generan un problema ambiental. Sin embargo, el desarrollo de una nueva técnica para la fabricación de bloques para la construcción, conocida como ladrillo ecológico, podría generar cambios significativos y convertirse en una solución efectiva, especialmente para los países donde no se recicla o es demasiado caro edificar.

  • Párrafo(s) de desarrollo. Se explican los conceptos sobre el tema y se aportan datos, hechos, características, que amplían la información. Por ejemplo:

Esta técnica fue desarrollada por investigadores del departamento de Física Aplicada de diversas universidades, quienes han conseguido nuevos materiales para la elaboración de ladrillos más resistentes a partir de una materia prima con muy bajo costo.

  • Párrafo de cierre. Se proponen las conclusiones finales, se ofrecen sugerencias o proyecciones futuras de la problemática abordada. Por ejemplo:

En conclusión, este producto favorece la aplicación y el cumplimiento de la normativa internacional en gestión de residuos sólidos en países en vías de desarrollo, al mismo tiempo que plantea una solución viable al problema del acceso a la materia prima de construcción.

Según su organización gráfica o visual:

  • Párrafos ordinarios o normales. Se aplica la sangría en la primera línea. Por lo general, la última queda más corta que el resto. Por ejemplo:

Entre los beneficios del ladrillo ecológico, por un lado, destaca su alta resistencia y menor costo. El material para la fabricación de los nuevos bloques se extrae directamente de las plantas de gestión de residuos de construcción sin necesitar apenas tratamiento y sin tener que invertir en material de relleno (gravas y arenas), o en cementadores (cemento o cal). El procedimiento que siguen los expertos, una vez obtenida la materia prima, es similar al de la fabricación de cualquier tipo de bloque, por lo que no es necesaria ninguna inversión en la industria ladrillera.

  • Párrafos en bloque. En este caso, el párrafo no tiene sangrías y todas las líneas, incluso la última, están completas. Se trata de un “ladrillo” compacto de palabras. Suele utilizarse en textos cortos como avisos publicitarios o clasificados. Por ejemplo:
  • Párrafos modernos o alemanes. Es un párrafo sin sangría. Por lo general, se dejan una o dos líneas en blanco antes del siguiente párrafo. Por ejemplo:

Por otra parte, la ventaja añadida es que aumenta la cantidad de materiales aprovechables en las plantas de gestión de residuos de la construcción. Hoy en día, los materiales derivados del reciclado de tamaño inferior a 4,8 milímetros son desestimados para su uso, pero con la nueva técnica que plantean los expertos de Huelva se utiliza todo el material obtenido tras el proceso al no poner ningún tipo de limitación al tamaño de las partículas de las materias primas reutilizadas. Es decir, la nueva técnica permite reutilizar el 100 % de los restos de demolición.

En conclusión, este producto favorecerá la aplicación y el cumplimiento de la normativa internacional en gestión de residuos sólidos en países en vías de desarrollo, al mismo tiempo que plantea una solución viable al problema del acceso a la materia prima de construcción.

  • Párrafos de sumario o franceses. Utiliza sangría en todas las líneas, menos en la primera. Comúnmente se utilizan en diccionarios o enciclopedias. Por ejemplo:

  • Párrafo español. En este caso, no se aplica la sangría, pero la última línea va centrada. Se utiliza en textos breves o en el último párrafo, al finalizar el capítulo de un libro. Por ejemplo:

La oración

  • Expresa información a partir de un conjunto ordenado y lineal de palabras.
  • Es la unidad del discurso con significado completo, más pequeña.
  • Es una estructura jerarquizada, que normalmente está compuesta por un sujeto y un predicado.
  • Existe aquella sin esta estructura bipartita: la impersonal, que carece de sujeto lógico y la oración con sujeto tácito, en las que este no está explícito en el enunciado.
  • Es necesario diferenciar el concepto de oración del de frase. Esta última es una estructura mucho más simple, sin verbo y con significado incompleto. Por ejemplo: ¡Buenos días! o Muchas gracias.

Tipos de oraciones

Según la actitud del hablante:

  • Enunciativas. Expresan de manera negativa o afirmativa, ideas, conceptos, hechos, pensamientos. Por ejemplo:

Mañana no hay clase de inglés.

El hombre cruza la calle.

  • Interrogativas. Se formulan para solicitar información a un interlocutor. Por ejemplo:

¿A qué hora sale el tren?

¿Cómo te llamas?

  • Exclamativas. Expresan una reacción enfática del enunciador porque ponen de manifiesto una emoción. Por ejemplo:

¡No puede ser!

¡Te felicito!

  • Imperativas. Tienen la finalidad de incitar, solicitar o mandar a una persona a hacer algo. Por ejemplo:

Entreguen el informe de lectura.

Saluda a tus abuelos.

  • Dubitativas. Expresan duda, incertidumbre o posibilidad de que algo ocurra. Por ejemplo:

Tal vez me tome vacaciones el mes que viene.

Es probable que acordemos nuevas condiciones en el contrato. 

  • Desiderativas. Se utilizan para expresar deseos y suelen iniciar con palabras como ojalá o que. Por ejemplo:

Ojalá mañana llueva y se cancele el evento.

Según su complejidad sintáctica:

  • Oraciones simples. Contienen un solo predicado porque todos los verbos corresponden al mismo sujeto. Por ejemplo:

Marcela cuida la huerta. (El sujeto es “Marcela” y “cuida la huerta” es el predicado verbal simple, porque tiene un solo verbo).

Ricardo es muy cuidadoso y no rompe los juguetes. (“Ricardo” es el sujeto y “es muy cuidadoso y no rompe los juguetes” es el predicado verbal compuesto, porque tiene dos verbos).

  • Oraciones compuestas. Tienen dos predicados porque dos o más verbos responden a distintos sujetos. Por ejemplo:
  1. La maestra explica la lección y los niños la escuchan atentamente. (El verbo “explica” corresponde al sujeto “maestra” y el verbo “escuchan” corresponde al sujeto “los niños”).

A su vez, las oraciones compuestas pueden ser:

    • Coordinadas. Están formadas por dos oraciones simples de igual jerarquía unidas por un nexo. Por ejemplo:

María limpia los vidrios y Beltrán barre el piso.

    • Yuxtapuestas. Están compuestas por dos oraciones, unidas por medio de una coma. Por ejemplo:

No me gusta el invierno, el verano es mucho mejor.

    • Subordinadas. Están formadas por proposiciones de distinta jerarquía, es decir, que una depende del verbo de la oración principal. Por ejemplo:

Es importante que no faltes el primer día de trabajo.

Según su estructura sintáctica:

  • Oraciones bimembres. Tienen dos partes: el sujeto, que representa a quien lleva adelante la acción, y el predicado, que representa la acción que efectúa. Por ejemplo:

El perro Apolo (sujeto) tiene el pelo negro (predicado).

  • Oraciones unimembres. Están formadas por un solo miembro. Puede tratarse de oraciones impersonales o expresiones de cortesía o emociones. Por ejemplo:

Llueve.

Muchas gracias.

¡Qué alegría!

Según el tipo de sujeto:

  • Oraciones personales. Tienen un sujeto y un predicado. A su vez, el sujeto puede presentarse de dos formas:
    • Personales de sujeto expreso. El sujeto es evidente en la oración. Por ejemplo:

El pájaro pía alegremente. (El pájaro es el sujeto)

    • Personales de sujeto tácito. Aunque no está presente en la enunciación, el sujeto existe. Por ejemplo:

Abrió la puerta repentinamente. (El sujeto está implícito)

  • Oraciones impersonales. Solo tienen predicado y la acción no se adjudica a ningún sujeto. Por ejemplo:

Hace frío.

Hay mucha comida sobre la mesa.

Según la voz del verbo:

  • Oraciones de voz activa. El sujeto realiza la acción del verbo. Por ejemplo:

Martín preparó la cena.

  • Oraciones de voz pasiva. El sujeto recibe la acción del verbo. En estas oraciones el foco está puesto en la acción y en sus efectos, no en quién la realiza (que, en ocasiones, puede omitirse). Por ejemplo:

La cena fue preparada por Martín.

Según el tipo de predicado:

  • Oraciones copulativas o atributivas. Su predicado tiene como núcleo un verbo copulativo (ser, estar, parecer). Estos verbos no tienen significado léxico pleno y su función principal es actuar como nexo entre el sujeto y el complemento que será el que aporte el significado principal en la oración. Por ejemplo:

Roberto es un hombre con suerte.

  • Oraciones predicativas. Son oraciones simples cuyo predicado tiene como núcleo un verbo que expresa una acción completa, que no es un verbo copulativo ni puede sustituirse por uno de ellos. Por ejemplo:

Eliseo toca el violín.

Las oraciones predicativas pueden ser:

    • Oraciones predicativas transitivas. El verbo exige un complemento directo para completar su significado. Por ejemplo:

Gabriel mira una película de superhéroes.

    • Oraciones predicativas intransitivas. «l complemento directo no es posible porque el verbo no lo admite. Por ejemplo:

El abuelo ríe.

    • Oraciones predicativas reflexivas. Están compuestas por un verbo reflexivo y la acción que expresa recae sobre el sujeto que la ejecuta. Por ejemplo:

Severino se mira en el espejo.

    • Oraciones predicativas recíprocas. Están construidas con un verbo recíproco, que expresa acciones mutuas entre dos personas. Por ejemplo:

Abuela y nieta se abrazaron afectuosamente.

Sigue con:



Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Ejemplos (2019). "Párrafos y Oraciones". Recuperado de: https://www.ejemplos.co/parrafos-y-oraciones/