10 Ejemplos de
Mitos cortos

Mitos cortos

Los mitos son relatos de transmisión oral que narran acontecimientos sobrenaturales y que sirven como explicación de distintas cosas. Por ejemplo, el Génesis narra el origen del universo.

Estas narraciones eran y son tomadas como verdaderas por distintas civilizaciones y religiones, ya que surgieron para dar respuesta a los interrogantes sobre el origen y la existencia de distintos fenómenos. Por ejemplo, se creía que ciertos acontecimientos naturales eran generados por los dioses.

Según qué fenómeno explican, los mitos pueden ser cosmogónicos (narran la creación del mundo), antropogónicos (narran el origen de los seres humanos), teogónicos (narran el origen de los dioses), etiológicos (narran el origen de otros seres y fenómenos, rituales y costumbres), fundacionales (narran la fundación de lugares) o escatológicos (describen cómo será el fin del mundo).

En el presente muchas personas estudian estos mitos con el fin de comprender cómo determinadas sociedades percibían o perciben el mundo. Además de ser una fuente importante para comprender la cosmovisión de distintas sociedades, los mitos podrían haber servido como analogía de fenómenos naturales como terremotos, sequías e inundaciones.

Características de los mitos cortos

  • Lugar. Los acontecimientos suceden, generalmente, en lugares que son desconocidos.
  • Tiempo. Los acontecimientos pueden suceder antes de la aparición de las personas o cuando estas ya existían, pero nunca se sitúan en un tiempo histórico.
  • Personajes. Pueden ser dioses, semidioses, personas y seres sobrenaturales. En muchas de estas narraciones los personajes son héroes.
  • Origen. Son narraciones anónimas, que se transmitieron de generación en generación y algunas pasaron a textos escritos, por ejemplo, Las metamorfosis de Ovidio es un texto en el que aparecen muchos mitos romanos.
  • Temas. Estas narraciones son explicaciones de diversas cuestiones, por eso, hay muchos temas, por ejemplo, el universo, elementos de la naturaleza, batallas, la vida y la muerte, hazañas heroicas, aventuras y fundaciones de ciudades.
  • Finalidad. El objetivo es explicar el porqué de determinados sucesos, la existencia de diversas cosas, costumbres y rituales o servir como consuelo frente a preguntas que no tienen respuesta o frente a situaciones adversas.
  • Narración. Es muy común que en distintos textos los mitos no aparezcan contados de forma completa, porque la mayoría de las personas de la sociedad en la que se originó el mito ya conocía el relato.

Ejemplos de mitos cortos

  1. Rómulo y Remo (mito romano)

Numitor era el rey de Alba Longa, pero fue destronado por Amulio, su hermano. Rea Silvia, la hija de Numitor, tuvo dos hijos gemelos, Rómulo y Remo. Ella tenía miedo de que su tío los asesinara, entonces los colocó en una cesta que dejó en un río.

Una loba los encontró y los crió como si fueran sus hijos. Después los encontraron dos campesinos que cuidaron de ellos. Un día, los gemelos descubrieron cuál era su identidad y fueron a Alba Longa para matar a Amulio y para devolverle el trono a Numitor.

Su abuelo les agradeció la hazaña y les dio tierras en el Lacio, donde al poco tiempo Rómulo fundó Roma.

  1. Teseo y el Minotauro (mito griego)

El minotauro era un ser monstruoso que estaba en un laberinto de la isla de Creta y que se alimentaba de humanos. Teseo se presentó en Creta para decirle a Minos, el rey de este lugar, que podía matar al monstruo.

Ariadna, la hija de Minos, se enamoró de Teseo y decidió ayudarlo: le dio un ovillo de hilo mágico para que él lo atara en la entrada del laberinto, matara al monstruo y pudiera salir. Teseo cumplió con su misión y después se casó con Ariadna.

  1. El origen del sol y la luna (mito azteca)

En un momento no existían ni el sol ni la luna y los dioses se reunieron para decidir quién iba a iluminar el universo. Tecuciztécatl dijo que él tenía que hacerlo, los dioses aceptaron esta propuesta y dijeron que Nanahuatzin se convertiría en la luna.

Los dioses decidieron que para convertirse en Sol, Tecuciztécatl tenía que arrojarse al fuego, pero el dios tuvo miedo y no lo pudo hacer. En su lugar, Nanahuatzin se tiró al fuego y, por su acto valiente, se transformó en el sol. Tecuciztécatl se avergonzó por su actitud y decidió tirarse al fuego y, entonces, se transformó en la luna.

  1. El origen de Durga (mito hindú)

Hace mucho tiempo los dioses estaban en guerra con los demonios, que se estaban estableciendo en los cielos. Los dioses habían sido desplazados, se encontraban en la tierra y tomaron la decisión de crear a otro dios para que los salvara.

Visnú, Shiva y otros dioses concentraron sus poderes y de la boca de cada uno salió un rayo de fuego y, así, crearon a una diosa, Durga. Ella fue al cielo y pudo vencer a los demonios.

  1. Thor y su martillo (mito nórdico)

El martillo que tenía Thor era mágico, porque cuando el dios lo lanzaba daba en el blanco y después volvía a su mano. Pero un día, Thor se despertó y su martillo no estaba.

Thor se enteró de que Thrym, el rey de los gigantes, tenía el martillo. Este rey le dijo a Thor que se lo devolvería solo si se casaba con la diosa Freyja, pero ella no quería. Thor y otros dioses acordaron que Thor se disfrazaría de Freyja, para simular que se casaría con Thrym, y así podría recuperar el martillo.

Thor se disfrazó de Freyja, y en la celebración, Thrym pidió que trajeran el martillo para bendecir la ceremonia. Pero Thor lo tomó, mató a Thrym y entonces pudo recuperar su martillo.

  1. Pan Gu y el origen del mundo (mito chino)

Cuando no existía el universo, solo existía un ser con forma de huevo en el que habitaban distintas fuerzas y materias. El tiempo pasó y este huevo dio origen a Pan Gu, un ser gigante y muy peludo. Pero a Pan Gu no le gustaba estar rodeado de nada y silencio, entonces creó un hacha y partió el huevo en dos: surgieron el yin y el yang y el cielo y la tierra.

Pan Gu se quedó en el límite entre el cielo y la tierra para que no se volvieran a unir. Tiempo después, el dios falleció y de los restos de su cuerpo salieron las primeras personas.

  1. Amaterasu (mito japonés)

Amaterasu era la diosa del sol y un día Susanoo, su hermano, la retó para comprobar quién tenía mayor poder. Ella hizo aparecer campos de arroz y transformó la espada de su hermano en tres diosas. Él creó cinco monstruos y dijo que era el ganador, pero Amaterasu no lo aceptó y lo acusó de que había hecho trampa.

Él se enojó y destruyó los campos de arroz. Ella se enojó, se asustó y se fue a esconder en una cueva, haciendo que desapareciera la luz del sol. Los otros dioses fueron a buscarla y llevaron un espejo. Para que la diosa encerrada saliera, empezaron a hacer ruido y, por la curiosidad, la diosa salió. Los dioses le explicaron que había otra diosa más brillante que ella, pero no era cierto, sino que la otra diosa era el reflejo brillante de Amaterasu en el espejo. Ella les creyó, salió de la cueva para ver a esta supuesta diosa y los otros dioses cerraron la cueva para siempre.

  1. Gnowee (mito australiano)

Hace mucho tiempo los hombres encendían fogatas para ver en la oscuridad, porque no existía la luz. Un día Gnowee, una diosa, bajó a la tierra para buscar a su hijo que se había perdido. Ella utilizaba una antorcha que iluminaba toda la tierra por unas horas para poder buscarlo y después se hacía de noche, porque la diosa necesitaba descansar. Este mito explica cómo se originó el sol.

  1. Origen del Ganges (mito hindú)

Hace mucho tiempo había un rey, Sagara, que había tenido muchos hijos. En un ritual, Sagara estaba honrando a los dioses junto a su caballo. Pero Indra, un dios, se lo robó.

El rey envió a sus hijos a que buscaran el animal. Ellos lo encontraron en el inframundo junto a un mendigo a quien acusaron de haberlo robado y, por eso, este hombre convirtió a todos los hijos del rey en cenizas.

Un descendiente del rey le pidió al dios Brahma que sacaran a las almas de los hombres que habían quedado en el inframundo. El dios envió a la diosa Ganga para que los purificara y así pudieran subir al cielo.

Ella descendió, tuvo algunos inconvenientes: fue empujada por una corriente de agua hasta el océano, donde estaba la entrada al inframundo, y pudo liberar las almas de los hijos de Sagara.

Este mito explica cómo se formó el río Ganges y, por eso, en la religión hindú es considerado un río purificador.

  1. El origen del mundo (mito yoruba)

Antes solo existían dos dioses: Olorun, el dios de los cielos, y Olokun, dios del agua. Ellos crearon a otros dioses: Obatalá y Orunmila. Obatalá le pidió permiso a Olorun para crear la tierra y el dios de los cielos le contestó que tenía que preguntarle a Orunmila cómo podía crearla. Orunmila le dijo a Obatalá que necesitaría una cadena de oro, una gallina, un caparazón de caracol lleno de arena, una semilla y un gato.

Obatalá usó la cadena de oro para descender del cielo y cuando llegó al agua vació el caparazón del caracol. Después soltó a la gallina para que esparciera la arena y así se formó la tierra. Después plantó la semilla para que creciera el primer árbol.

Obatalá jugaba con su gato pero se sentía solo, así que con la arcilla hizo pequeños seres semejantes a él y le pidió a su padre que les diera el don de la vida. Olorun sopló a esos seres y así fue como surgieron las primeras personas.

Puede servirte:



Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Ejemplos (2019). "Mitos cortos". Recuperado de: https://www.ejemplos.co/mitos-cortos/