Diferencia entre Mito y Leyenda

Diferencia entre Mito y Leyenda

Un mito es una narración fabulosa que explica el origen del mundo o acontecimientos extraordinarios que se vinculan con dioses y seres sobrenaturales o fantásticos. Una leyenda, en cambio, es un relato popular que cuenta un hecho real, natural o histórico, y que se adorna con elementos fantásticos o maravillosos.

Muchas veces, los términos “mito” y “leyenda” se usan de manera indistinta. Esto puede deberse a que comparten muchas características y que ambas son la expresión colectiva de las creencias de un determinado pueblo y se mantienen como narraciones vivas en su memoria.

Entre las particularidades que comparten, cabe destacar que suelen ser de autor desconocido, dado que originariamente se transmitieron de generación en generación de manera oral y luego se fueron registrando por escrito. Además, se remontan a un pasado lejano y ambos géneros combinan elementos de la realidad con otros maravillosos como dioses, animales fantásticos, brujas, duendes, y demás.

A pesar de estas similitudes, los mitos y las leyendas tienen características propias que los distinguen como géneros.

Características particulares de los mitos

Algunas de las características más destacadas del género mito son:

  • Temporalidad. Las historias transcurren en un tiempo ahistórico o en el principio del universo, es decir, por fuera del tiempo del hombre.
  • Escenarios. Por lo general, los mitos suelen desarrollarse en escenarios desconocidos por el lector o muy lejanos (por ejemplo, el Olimpo).
  • Personajes. Las historias suelen tener como protagonistas a dioses, semidioses o héroes.
  • Objetivo. La finalidad principal suele ser religiosa o sagrada, dado que se explican y justifican cuestiones vinculadas con los dioses, el cosmos, el origen del mundo, la cosmogonía de un pueblo, el nacimiento, la muerte. De todas maneras, muchos mitos perduran en la cultura universal por su valor literario, por lo cual su valor sagrado puede encontrarse en segundo plano o perdido junto con la civilización de la que formaban parte. Esto es lo que ocurre, por ejemplo, con los mitos griegos.
  • Origen. Los mitos, por lo general, son narraciones completamente ficticias, es decir que su origen no está necesariamente en un hecho histórico o real.
  • Alcance. Suelen pertenecer a la humanidad en general, en particular los mitos de origen, que buscan explicar cuestiones universales como la creación del ser humano, el principio del mundo, del universo, etc.
  • Evolución. Los mitos son formas relativamente cerradas, es decir, son narraciones que permanecen sin modificaciones con el paso del tiempo.

Características particulares de las leyendas

Algunas de las características más destacadas del género leyenda son:

  • Temporalidad. En general, transcurren en un tiempo histórico determinado que, si bien es lejano, se ubica dentro del tiempo del hombre.
  • Escenarios. Las historias suelen desarrollarse en escenarios cercanos y conocidos por el auditorio al que se dirigen.
  • Personajes. Por lo general, sus protagonistas son seres humanos o animales personificados que reciben la ayuda o el castigo de seres sobrenaturales (dioses, duendes, hechiceros, etc.).
  • Objetivo. La finalidad principal de una leyenda suele ser didáctica o de entretenimiento, dado que explican un evento histórico, el origen de algún elemento de la naturaleza, de alguna característica de las plantas o los animales, entre otros temas, y suelen dejar una enseñanza moral o moraleja final que transmite determinados valores o ideas.
  • Origen. Las leyendas suelen contener un núcleo de origen real, como la explicación de algún fenómeno o entidad de la naturaleza, o de algún hecho relevante históricamente para un pueblo, e intervienen en mayor o menor medida diversos elementos fantasiosos.
  • Alcance. Por lo general, las historias están circunscriptas a la circunstancia y el tiempo en que se originaron, dado que suelen estar estrechamente vinculadas a un pueblo en particular y a un área geográfica determinada.
  • Evolución. Las narraciones populares suelen cambiar de forma con el paso del tiempo, y van sumando y restando elementos a medida que se van relatando de generación en generación. Es por eso que, a diferencia de los mitos, suele haber diferentes versiones para una misma leyenda.

Ejemplos de mitos

  1. La caja de Pandora (mitología griega).
  2. Teseo y el Minotauro (mitología griega).
  3. Amalivaca y la creación del mundo (mitología venezolana).
  4. Los Siete Monstruos Legendarios (mitología guaraní).
  5. El Carretón de la Otra Vida (mitología boliviana).
  6. El Alicanto (mitología chilena).
  7. La Pachamama (mitología incaica).
  8. El Colocolo (mitología mapuche).
  9. El Arca de Noé (mitología judeocristiana).
  10. Moisés y los cuarenta años en el desierto (mitología judeocristiana).

Ejemplos de leyendas

  1. La perseverancia de la princesa Savitrí (leyenda india).
  2. La batalla de Mag Tured y el arpa mágica (leyenda irlandesa).
  3. El monstruo del lago Ness (leyenda escocesa).
  4. La gran batalla de Trentren y Caicai (leyenda mapuche).
  5. Los dos caciques amigos, Neuquén y Limay (leyenda mapuche).
  6. Leyenda del ceibo (leyenda guaraní).
  7. La maldición de la Virgen de Tilcara (leyenda argentina).
  8. La llorona (leyenda mexicana).
  9. El Cadejo (leyenda nicaragüense).
  10. El Yacuruna (leyenda peruana).

Sigue con:



Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Ejemplos (2019). "Diferencia entre Mito y Leyenda". Recuperado de: https://www.ejemplos.co/diferencia-entre-mito-y-leyenda/