25 Ejemplos de
Organismos Descomponedores

Los organismos descomponedores son aquellos que se ocupan de aprovechar la materia y la energía que presentan los restos de los animales y de las plantas, por medio de la descomposición de esos organismos, hasta transformarlos en materia inorgánica. Por ejemplo: lombrices, buitres. hongos shiitake.

Dicho de otra forma, los organismos descomponedores son aquellos que realizan el reciclaje de los nutrientes, logrando que la materia que quedó inutilizada por un ser vivo pase a ser aprovechada por otro.

El proceso que realizan los descomponedores es absorber de los desechos de animales y plantas que ya han muerto, algunos productos que les sirven. Al mismo tiempo, liberan otros tantos que el medio abiótico incorpora para luego ser consumidos por los productores.

Clasificación de los organismos descomponedores

Habitualmente los descomponedores se dividen en tres tipos:

  • Insectos. Aparecen en diferentes puntos a lo largo del proceso de descomposición, poniendo sus huevos en el interior de la materia.
  • Bacterias. Descomponen la materia muerta y reciclan el carbono dentro de las moléculas en nutrientes para las plantas.
  • Hongos. Por su parte, descomponen la materia muerta como hojas secas, materia fecal y plantas muertas.

Puede hablarse de un grupo adicional de los descomponedores que son los animales carroñeros, que por su pertenencia al reino animal no realizan el aporte de materia orgánica sino que por el contrario simplemente se alimentan de cadáveres, erradicando los restos de materia orgánica útiles para los descomponedores que sí cumplen un rol en la cadena alimenticia.

Ejemplos de organismos descomponedores

Lombrices Bacterias Azotobacter
Babosas Cuervos
Insecto Acari Moscardones
Insecto Díptera Buitres
Insecto Trichoceridae Nematodes
Insecto Aranea Hongos Shiitake
Insecto Saprofitos Bacterias Pseudomonas
Insecto Calliphoridae Bacterias Achromobacter
Insecto Silphidae Bacterias Actinobacter
Insecto Histeridae Hongos Mucor
Hienas Hongos setas de cardo
Escarabajos Hongos mohos acuáticos

Proceso de descomposición

Las etapas en las que se realiza la descomposición son cinco: si se trata de un ser vivo, a partir de su muerte sucede un proceso que va formando una decoloración púrpura-azulado en la piel, debido a los procesos internos que dejan de ocurrir, como el bombeo del corazón.

El organismo se hincha y se acumulan gases, pero luego se produce la mayor pérdida de masa, como resultado de la alimentación voraz de gusanos y la purga de fluidos en descomposición. La desintegración avanza y la actividad de los insectos quita los nutrientes que quedan, para luego los restos secarse y transformarse en materia inorgánica.

Rol en la cadena alimenticia

Los descomponedores tienen una gran relevancia en la cadena alimentaria, porque transforman la materia orgánica en materia inorgánica. Se trata justamente del rol inverso al de los vegetales y de los organismos productores en general, que tienen la capacidad de transformar materia inorgánica en orgánica.

Si bien a priori el proceso de transformación de inorgánica en orgánica puede parecer más importante (pues habilita la vida de todos los animales), justamente la producción de materia inorgánica es lo que, un paso más atrás, posibilita que se realice nuevamente este proceso, a cargo de vegetales y bacterias: durante la descomposición, el pasto y el medio alrededor del organismo crece en gran medida.

Sigue con:



Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Ejemplos (2019). "Organismos Descomponedores". Recuperado de: https://www.ejemplos.co/25-ejemplos-de-organismos-descomponedores/