20 Ejemplos de
Suboraciones Adverbiales

Suboraciones Adverbiales

Dentro de una oración, la forma más simple de expresar una circunstancia puntual (de modo, de causa, de tiempo, etc.) es recurriendo a un adverbio. Por ejemplo: Un ejecutivo de cuenta lo citará próximamente. Pero a veces, para indicar la circunstancia hay que recurrir a formas más complejas, que pueden implicar el uso de un verbo; en este caso podría ser: Un ejecutivo de cuenta lo citará cuando su solicitud haya sido aprobada.

Como se advierte, en este último caso se incorporó un segundo verbo (aprobar) a la oración, dentro de lo que se conoce como proposición subordinada, ya que es como una oración secundaria insertada dentro de la oración principal, de la que depende (en el ejemplo, la oración principal tiene por núcleo verbal a ‘citar’).

A este tipo de oraciones se las llama oraciones subordinadas adverbiales o, simplemente, suboraciones adverbiales. Las oraciones subordinadas, en general (ya que las hay de otros tipos, además de las adverbiales), son una clase dentro de la categoría de las oraciones compuestas (esto es, las que tienen más de un verbo conjugado).

Ejemplos de oraciones adverbiales

  1. Si llega a llover, faltaré a tu cumpleaños.
  2. Cuando vino la policía, los ladrones ya habían escapado
  3. Hasta herido de muerte, nuestro prócer luchó por esta patria
  4. Lo hago porque se me antoja hacerlo.
  5. Vinieron a visitarme aun cuando los traicioné.
  6. Vengo por el aviso que publicaron en el diario.
  7. Cuando finalice el período de exámenes, podrán tener sus vacaciones.
  8. Cruza rápido para que no te atropelle la motocicleta.
  9. Iremos por donde usted decida.
  10. La tarea fue hecha como el profesor ordenó.
  11. Lo llamé para que arregle mi ventana.
  12. Si alguno bebe, procura que no conduzca.
  13. Pese a todo lo que hizo, sigo extrañándolo.
  14. A medida que pasan los años, voy sintiendo más dolores.
  15. Cuando sonó el despertador, ya estaba desayunando.
  16. Me llamaron ni bien me había acostado.
  17. Saldremos a donde ella me diga.
  18. Me enteré de que con esa tarjeta no hay ningún descuento cuando iba a pagar.
  19. Creo que lo hizo para que nos sintiéramos culpables.
  20. Por más de que insisto, nunca cambia su actitud.

Características de las oraciones adverbiales

Del mismo modo que para la identificación de los adverbios, las oraciones adverbiales se ponen en evidencia principalmente a través de su característica de responder a preguntas que agregan información a lo que expresa el verbo principal y se logra por medio de nexos

Según su función, se distinguen:

  • Oraciones adverbiales propias. Cumplen la función típica de los adverbios, y pueden reemplazarse por los nexos donde’, si se trata de detalles de lugar, cuando (o ‘mientras’, ‘después de que’, ‘al tiempo que’), si se trata de información de tiempo, o como (también ‘según’, ‘conforme’, ‘como si’) si se trata de detalles de modo o forma. Por ejemplo: Fuimos donde me lo indicaste
  • Oraciones adverbiales impropias. Tienen una relación diferente con la oración principal y no es posible su reemplazo directa por un adverbio. Las oraciones adverbiales impropias pueden ser causales, finales, consecutivas, condicionales o concesivas. Éstas van introducidas por expresiones como ‘porque’, ‘para que’, ‘por lo tanto’, ‘tantos…que’, ‘si’, ‘con tal de que’, ‘en el caso de que’ y ‘aunque’. Por ejemplo: Fuimos aunque no conociéramos el lugar.  


Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Ejemplos (2017). "Suboraciones Adverbiales". Recuperado de: https://www.ejemplos.co/20-ejemplos-de-oraciones-adverbiales/