Ejemplos de
Gases Inertes

Los gases inertes son sustancias o elementos que se muestran poco o nada reactivos químicamente bajo determinadas condiciones de presión y temperatura. Son a menudo empleados en la industria como aislantes o inhibidores, ideales para contener reacciones que se desea controlar y evitar su propagación o reacción en cadena. Por ejemplo: nitrógeno, argón, neón.

Los gases inertes más conocidos son los llamados gases nobles, compuestos monoatómicos de baja o nula reactividad: helio, argón, neón, kriptón, xenón, radón y onganesson. Si bien los términos se emplean indistintamente, no son exactamente sinónimos, pues todo gas noble es inerte, pero no todo gas inerte es noble: otros compuestos poseen una baja reactividad que les permite jugar más o menos el mismo papel.

Ejemplos de gases inertes

globos - helio gas inerte

  1. Helio (He). Es el segundo elemento más abundante en el universo que conocemos, producido en las reacciones nucleares de las estrellas a partir de la fusión del hidrógeno. Como el sonido se propaga mucho más velozmente a través del helio que del aire, este gas es muy conocido por sus propiedades de alteración de la voz humana al ser inhalado. Es mucho más liviano que el aire, por lo que tiende siempre a subir y a menudo se emplea como relleno de globos decorativo
  2. Nitrógeno (N). Es un gas muy poco reactivo y muy presente en la atmósfera, inflamable solo a altísimas temperaturas y muy empleado en la fabricación industrial de atmósferas protectoras o como gas criogénico (congelante). Es un gas económico y simple, que ocupa el 3% de la constitución del cuerpo humano, como parte de diversos compuestos.
  3. Dióxido de carbono (CO2). Es empleado como material inerte en soldaduras y en extintores de incendio. Es un gas vital para la vida, y abundante en el planeta Tierra, pues es producto de la respiración de los animales aerobios. Es un gas muy poco reactivo, empleado también como gas presurizado en armas de aire comprimido y, en su forma sólida, como hielo seco
  4. Argón (Ar). Es muy empleado en la industria para manejar sustancias muy reactivas, ya que opera como aislante o inhibidor. Al igual que el neón y el helio, se utiliza para obtener ciertos tipos de láser y en la industria de los semiconductores.
  5. Neón (Ne). También muy abundante en el universo conocido, es el elemento que confiere el tono rojizo a la luz de las lámparas fluorescentes. Se empleó en la iluminación por tubos de neón y por eso le confirió su nombre (a pesar de que para otros colores se empleen gases distintos).
  6. Kriptón (Kr). A pesar de ser un gas inerte, se le conocen reacciones con el flúor y otras sustancias, ya que posee un cierto valor de electronegatividad. Es uno de los elementos producidos durante la fisión del átomo de uranio. Tiene seis isótopos estables y diecisiete radiactivos.
  7. Xenón (Xe). Es un gas muy pesado, empleado en la fabricación de lámparas y artefactos lumínicos (como en el cine o los faros de los automóviles), así como de ciertos láseres y como anestésico general, al igual que el kriptón.
  8. Radón (Rn). Producto de la desintegración del radio-226, es un gas inerte pero radiactivo, cuyo isótopo más estable es el 222Rn que tiene una vida media de 3,8 días antes de desintegrarse y convertirse en Polonio-218. Es un elemento peligroso y su utilización industrial es limitada al ser altamente cancerígeno.
  9. Oganesón (Og). Conocido también como eka-radón, ununoctio (Uuo) o elemento 118 (nombres temporales para un elemento transactínido recientemente denominado oganesón), este elemento es altamente radiactivo, por lo que su estudio reciente se ha visto obligado a la especulación teórica, a partir de la cual se duda de que realmente sea un gas inerte.

Sigue con:



Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Ejemplos (2019). "Gases Inertes". Recuperado de: https://www.ejemplos.co/10-ejemplos-de-gases-inertes/