20 Ejemplos de
Autoestima Baja y Alta

Autoestima Baja y Alta

La autoestima es el autoconcepto o la percepción que una persona tiene de sí misma. Es una construcción que empieza a formarse en la infancia y continúa a lo largo de toda la vida. Este autoconcepto se modifica o altera en función de las experiencias personales y del entorno en el que la persona crece y se desarrolla.

Quién soy, cómo soy, cómo es mi cuerpo, qué cosas me gustan, cómo es mi desempeño en el trabajo o en las relaciones sociales; las respuestas que da una persona a todos estos interrogantes forman la imagen que tiene de sí misma.

Tipos de autoestima

La autoestima está relacionada con conceptos como la autovaloración y la autoconfianza. Comúnmente se divide entre alta y baja.

  • Una persona con autoestima alta es aquella que tiene confianza y elevado sentido del valor por sí misma. Posee fuerza de voluntad y se siente motivada y entusiasta. Desarrolla una mirada compasiva, realista y respetuosa hacia su persona y hacia los demás. Por ejemplo: un adolescente que se anima a mostrar una canción que compuso.
  • Una persona con autoestima baja es aquella que encuentra dificultades para valorar y reconocer las características que la diferencian de los demás. Posee un discurso interior negativo, poca confianza en sí misma. Por ejemplo: una niña que no juega al voley con sus compañeros por temor a hacerlo mal.

autoestima baja - niña

La conformación de la autoestima tiene sus cimientos en la primera infancia (influenciada por los padres y el entorno familiar). A lo largo de su vida, la persona puede trabajar sobre sus pensamientos, actitudes y prejuicios para mejorar la valoración que tiene de sí misma.

Ambos tipos de autoestima pueden dirigirse a algunos atributos específicos de la persona o hacia la persona en general. Por ejemplo: Un niño puede sentirse incómodo cada vez que tiene que resolver un problema de matemática porque no se siente apto, pero puede manifestar una gran confianza en sí mismo cuando interactúa con sus pares.

Características de la persona con autoestima alta

  • Explora todo su potencial.
  • Posee confianza a la hora de proponerse objetivos e intenta lograrlos.
  • Crea a su alrededor un entorno de afecto y apoyo.
  • Genera lazos de respeto y empatía consigo misma y con los demás.
  • Desarrolla: autoconocimiento (sé quién soy), aceptación (me acepto como soy), superación (intento mejorar eso que soy), autenticidad (muestro y comparto lo que soy).
  • Posee un cuidado equilibrio emocional.
  • Conoce los límites y debilidades y convive con ellos.
  • Confía en su propio criterio a la hora de decidir y obrar.
  • Se reconoce en igualdad de dignidad que las demás personas.
  • Reconoce las diferencias y la diversidad de capacidades, personalidades y talentos.

autoestima alta - niño

Características de la persona con autoestima baja

  • Manifiesta una falta de compasión hacia sí misma.
  • Tiende a compararse con los demás.
  • Busca la aprobación de otras personas.
  • Se siente insegura con su aspecto o capacidades personales.
  • Puede tender al aislamiento, al padecimiento de fobias sociales o experimentar una sensación de vacío e incomprensión.
  • Su baja autoestima puede tener sus causas en un fracaso en el cumplimiento de las expectativas que tenían sus padres hacia ella.
  • Lleva a desórdenes emocionales y psíquicos.
  • No logra admirar sus talentos ni convivir de manera armoniosa con sus debilidades.
  • Su baja autoestima puede tener su raíz en la influencia negativa de otras personas o experiencias traumáticas.
  • Puede trabajar buscando motivaciones y dando importancia a la autovaloración para mejorar su autoestima.

Autoestima y adolescencia

La autoestima es un concepto de la psicología. Ha sido incluido por el psicólogo Abraham Maslow dentro de su pirámide (teoría psicológica sobre las necesidades humanas) como una necesidad básica del ser humano necesaria para su motivación, para conocerse y superarse.

La adolescencia es el período de cambios en el que se pasa de la niñez a la vida adulta. Allí se da un descubrimiento de la identidad (psicológica, sexual, intereses). En esta etapa se buscan nuevas emociones, estímulos, se amplía el campo de relaciones y se consolida la propia imagen. Es un etapa donde el adolescente se conoce, aprende a respetarse y afianza la confianza en sí mismo.

Ejemplos de autoestima alta

  1. Una profesora que fomenta la participación de los alumnos en clase.
  2. Una mujer que monta su propio negocio.
  3. Una persona cariñosa e interesada por el bien de los demás
  4. Un adolescente que logra reponerse después de la pérdida de un ser querido.
  5. Un empleado que le admite a su jefe que se equivocó, pero quiere intentarlo de nuevo.
  6. Un adolescente que aprende a tocar un nuevo instrumento y confía en que puede lograrlo.
  7. Un joven que se anima a llamar a la chica del curso que le gusta.
  8. Una persona que se alegra de los logros de los demás.
  9. Un niño que se ilusiona con ser bombero en un futuro.

Ejemplos de autoestima baja

  1. Un niño que padece fobias sociales.
  2. Un hombre con fuerte depresión que lo lleva al consumo de sustancias para autoagredirse.
  3. Un alumno que no participa en clase por temor a decir algo incorrecto.
  4. Una mujer que se siente insegura con su cuerpo.
  5. Una adolescente que se aferra a una pareja violenta que no la valora.
  6. Una persona con trastornos de ansiedad.
  7. Un adolescente que necesita el aval de sus padres para dar su opinión.
  8. Una mujer que le echa la culpa de su matrimonio a sus hijos.
  9. Una persona con frecuentes sentimientos de culpa, inutilidad y desamparo.



Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Ejemplos (2019). "Autoestima Baja y Alta". Recuperado de: https://www.ejemplos.co/20-ejemplos-de-autoestima-baja-y-alta/