20 Ejemplos de Adverbios de cantidad

Adverbios

Los adverbios son palabras que modifican a componentes de la oración diferentes del núcleo del sujeto. No actúan como modificadores del núcleo nominal (esto es, complementos directos o indirectos), sino como modificadores del núcleo verbal, por lo que forman parte del predicado.

Típicamente funcionan como complementos circunstanciales, y los hay de muy diversa índole. Justamente la clasificación de los complementos circunstanciales se basa en el mismo criterio que la clasificación de los adverbios.

Aspectos contextuales como el tiempo, el lugar, la magnitud o el modo en que fue realizado el hecho que describe el núcleo verbal es lo que especifica el adverbio.

Entre las características morfológicas de los adverbios se puede destacar la ausencia de flexión por género y número: los adverbios son típicamente palabras invariables, esto es, siempre se escriben igual, independientemente de que el sujeto sea masculino, femenino, singular o plural. Muchos adverbios surgen de un adjetivo calificativo al que se le agrega el sufijo ‘mente’.

Adverbios de cantidad

Los adverbios de cantidad indican la magnitud o cuantía de lo que describe el verbo principal. Tal vez estos aparezcan con menor frecuencia que otras clases de adverbios, pues la lengua dispone de otros mecanismos para expresar la cantidad, como diversos adjetivos calificativos, numerales e indefinidos.

Cabe aclarar que ciertos vocablos pueden funcionar como adjetivos o como adverbios, según dónde se ubiquen en la oración; de allí que en algunos casos flexionen en género y/o en número y en otros casos no lo hagan.

Por ejemplo: En “Muchos ciudadanos no saben dónde votan aún”, hay flexión de número en “muchos”: está actuando como modificador de “ciudadanos”; pero en “Te quiero mucho, lo sabes”, “mucho” permanece invariable y se comporta como adverbio, complementa al núcleo verbal “quiero”.

Particularidades

Algunas consideraciones particulares pueden hacerse para ciertos casos de los adverbios de cantidad: la palabra ‘algo’ funciona como adverbio de cantidad (en particular, una cantidad baja), alejándose un poco de su acepción original, que es la que designa lo que no se puede o no se quiere nombrar.

Algo similar ocurre con las palabras ‘bien’ o ‘harto’, que además de otros valores semánticos y sintácticos que pueden asumir, pueden ser utilizados como adverbios de cantidad, para aludir a cantidades muy grandes.

El adverbio de cantidad ‘siquiera’ en algunas regiones no se utiliza con frecuencia, sí en cambio es muy común el uso de ‘ni siquiera’, equivalente a ‘ni tan solo’.

Ejemplos de adverbios de cantidad

Extremadamente Justo
Tanto Demasiado
Mucho Bastante
Mitad Absolutamente
Casi Tan
Nada Solo
Terriblemente Excesivamente
Apenas Todo
Mayormente Aproximadamente
Poco Muy

Puede servirte:

Pueden servirte:

Derechos Reservados

© Está permitido el uso de los contenidos, siempre y cuando se reconozca con un enlace a este artículo, como fuente de información.

Cómo citar este contenido:

Enciclopedia de Ejemplos. (2016). 20 Ejemplos de Adverbios de cantidad. Recuperado de: http://www.ejemplos.co/20-ejemplos-de-adverbios-de-cantidad/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mostrar
Ocultar