20 Ejemplos de
Preguntas de verdadero o falso

Preguntas de verdadero o falso

Para diseñar preguntas de verdadero y falso es importante tener en cuenta ciertos lineamientos:

  • Hacer preguntas que sean definitivamente falsas o definitivamente ciertas, no aquellas que podrían ser verdaderas o falsas dependiendo del caso.
  • Las oraciones deben ser cortas.
  • Las oraciones deben ser concisas, es decir que deben evitar cualquier contenido accesorio.
  • Las oraciones falsas no deben diferenciarse de las verdaderas por su longitud ni estilo.
  • En cada pregunta debe evaluarse una sola idea, concepto o dato.
  • Los términos absolutos (siempre, nunca, todos) sólo se usarán en los casos necesarios.
  • Las oraciones no deben ser copiadas textualmente de los libros de textos.
  • Las oraciones siempre deben ser positivas.

Uno de los problemas con las preguntas de verdadero y falso es que hay un porcentaje de éxito del 50% sólo con elegir al azar, por lo tanto no es muy útil para hacer evaluaciones objetivas de terceros, pero sí para realizar auto evaluaciones. Es decir que, durante el proceso de aprendizaje, los estudiantes pueden utilizar preguntas de verdadero o falso para comprobar su conocimiento y marcar especialmente aquellas que no pueden responder, para fortalecer el estudio.

Cuando este tipo de preguntas son utilizadas en el proceso de estudio, es útil que en la lista de respuestas correctas se incluya una explicación o corrección de las respuestas falsas.

Las preguntas de verdadero o falso suelen utilizarse en comprensión de texto, tanto textos en español como en idiomas extranjeros.

Ejemplos de preguntas de verdadero o falso

Biología

  1. Existen animales autótrofos.
  2. Los líquenes son la unión simbiótica de un hongo y un alga.
  3. Las arañas son insectos.
  4. La flor es un órgano reproductor de las plantas.
  5. El koala es un oso.

Comprensión de textos

Un diálogo entre Sherlock Holmes y John Watson, extraído de “El signo de los cuatro”, de Arthur Conan Doyle

“–Le he oído decir que es muy difícil que un hombre use un objeto todos los días sin dejar en él la huella de su personalidad, de manera que un observador experto puede leerla. Pues bien, aquí tengo un reloj que ha llegado a mi poder hace poco tiempo. ¿Tendría la amabilidad de darme su opinión sobre el carácter y las costumbres de su antiguo propietario?

Le entregué el reloj con un ligero sentimiento interno de regocijo, ya que, en mi opinión, la prueba era imposible de superar y con ella me proponía darle una lección ante el tono algo dogmático que adoptaba de vez en cuando. Holmes sopesó el reloj en la mano, observó atentamente la esfera, abrió la tapa posterior y examinó el engranaje, primero a simple vista y luego con ayuda de una potente lupa. No pude evitar sonreír al ver su expresión abatida cuando, por fin, cerró la tapa y me lo devolvió.

–Apenas hay ningún dato –dijo–. Este reloj lo han limpiado hace poco, lo cual me priva de los indicios más sugerentes.

–Tiene razón ––respondí––. Lo limpiaron antes de enviármelo. En mi fuero interno, acusé a mi compañero de esgrimir una excusa de lo más floja e impotente para justificar su fracaso. ¿Qué datos había esperado encontrar aunque el reloj no hubiera estado limpio?

–Pero aunque no sea satisfactoria, mi investigación no ha sido del todo estéril –comentó, dirigiendo hacia el techo la mirada de sus ojos soñadores e inexpresivos–. Salvo que usted me corrija, yo diría que el reloj perteneció a su hermano mayor, que a su vez lo heredó de su padre.

–Supongo que eso lo ha deducido de las iniciales H.W. grabadas al dorso.

–En efecto. La W sugiere su apellido. La fecha del reloj es de hace casi cincuenta años, y las iniciales son tan antiguas como el reloj. Por lo tanto, se fabricó en la generación anterior. Estas joyas suele heredarlas el hijo mayor, y es bastante probable que éste se llame igual que el padre. Si no recuerdo mal, su padre falleció hace muchos años. Por lo tanto, el reloj ha estado en manos de su hermano mayor.

–Hasta ahora, bien –dije yo–. ¿Algo más?

–Era un hombre de costumbres desordenadas…, muy sucio y descuidado. Tenía buenas perspectivas, pero desaprovechó las oportunidades, vivió algún tiempo en la pobreza, con breves intervalos ocasionales de prosperidad, y por último se dio a la bebida y murió. Eso es todo lo que puedo sacar. (…)

–¿Cómo diablos averiguó todo eso? Porque ha acertado de lleno en todos los detalles.

–Me limité a decir lo que parecía más probable (…) Por ejemplo, empecé afirmando que su hermano era descuidado. Si se fija en la parte inferior de la tapa del reloj, verá que no sólo tiene un par de abolladuras, sino que además está rayado y arañado por todas partes, a causa de la costumbre de meter en el mismo bolsillo otros objetos duros, como monedas o llaves. Como ve, no es ninguna proeza suponer que un hombre que trata tan a la ligera un reloj de cincuenta guineas debe ser descuidado. Tampoco es tan descabellado deducir que un hombre que hereda un artículo tan valioso tiene que estar bien provisto en otros aspectos. Es costumbre de los prestamistas ingleses, cuando alguien empeña un reloj, grabar el número de la papeleta con un alfiler en el interior de la tapa. Es más cómodo que poner una etiqueta y no hay peligro de que el número se pierda o se traspapele. Y mi lupa ha descubierto nada menos que cuatro de esos números en el interior de la tapa del reloj. Deducción: su hermano pasaba apuros económicos con frecuencia. Deducción secundaria: de vez en cuando atravesaba períodos de prosperidad, pues de lo contrario no habría podido desempeñar la prenda. Por último, le ruego que mire la chapa interior, donde está el agujero para dar cuerda. Fíjese en que hay miles de rayas alrededor del agujero, causadas al resbalar la llave de la cuerda. ¿Cree que la llave de un hombre sobrio dejaría todas esas marcas? Sin embargo, nunca faltan en el reloj de un borracho. Le daba cuerda por la noche y dejó la marca de su mano temblorosa.”

  1. El dueño anterior del reloj era el hermano mayor de John Watson.
  2. El reloj había sido empeñado al menos cuatro veces.
  3. Las marcas en la tapa indicaban que el dueño anterior bebía alcohol en exceso.

Química

  1. CO2 es dióxido de carbono.
  2. O3 es oxígeno.
  3. NaCl es cloruro de sodio.
  4. Fe2O3 es óxido de hierro
  5. Mg2O es óxido de magnesio

Geografía

  1. La capital de Corea del Norte es Seúl.
  2. Colombia limita con Ecuador, Surinam, Bolivia y Perú.
  3. Egipto se encuentra al Noreste de África.

Ortografía y gramática

  1. Todas las palabras agudas llevan tilde.
  2. Las palabras graves están acentuadas en la última sílaba.
  3. Todas las palabras esdrújulas llevan tilde.
  4. El núcleo del sujeto puede no aparecer en la frase.

Todas las respuestas

  1. Falso: todos los animales son heterótrofos.
  2. Verdadero.
  3. Falso: los insectos pertenecen al subfilo de artrópodos hexapoda, mientras que las arañas pertenecen a los cheliceratos. Una de las diferencias principales es la cantidad de patas (ocho en las arañas, seis en los insectos).
  4. Verdadero.
  5. Falso: una de las diferencias principales entre los koalas y los osos es que los primeros son marsupiales.
  6. Verdadero.
  7. Verdadero.
  8. Falso: las marcas alrededor de la cuerda indicaban una mano temblorosa, probablemente causada por el alcohol.
  9. Verdadero.
  10. Falso. O3 es ozono. Oxígeno es O2
  11. Verdadero
  12. Verdadero
  13. Falso. Óxido de magnesio es MgO
  14. Falso: Seúl es la capital de Corea del Sur. La capital de Corea del Norte es Pionyang.
  15. Falso: Colombia limita con Ecuador, Perú, Brasil, Venezuela y Panamá.
  16. Verdadero
  17. Falso: sólo llevan tilde las palabras agudas que terminan en n, s o vocal.
  18. Falso: las palabras graves están acentuadas en la anteúltima sílaba.
  19. Verdadero.
  20. Verdadero, se denomina sujeto tácito.

Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Ejemplos (2017). "Preguntas de verdadero o falso". Recuperado de: http://www.ejemplos.co/preguntas-de-verdadero-o-falso/