10 Ejemplos de Mezclas Gas-Líquido

Mezclas

Con el nombre de mezclas se conoce a las combinaciones de dos sustancias que al entrar en contacto, no proceden a formar una reacción sino por el contrario a disolverse, formando una única sustancia. Por el contrario, la mezcla está compuesta de una sustancia mayoritaria, denominada solvente, y una menor que genera la combinación llamada soluto.

En el momento en el que el soluto se disuelve es que pasa a formar parte de una solución, y adquiere algunas características propias. La cantidad de soluto y la de solvente se encuentran en proporciones variables, y el volumen final de la solución es diferente a la suma de los volúmenes, por efecto mismo de la disolución. Por otra parte, la introducción de un soluto le aumenta el punto de ebullición y le disminuye el punto de congelación al solvente.


Respecto a los estados de la materia, las disoluciones existen en todos los sentidos, es decir que existiendo tres estados en los que cualquier sustancia puede encontrarse, podrán existir nueve clases de soluciones. Es claro, sin embargo, que existirán algunas que aparecerán con mayor frecuencia que otras, como podrán ser las combinaciones de líquidos.

Ver además:

Mezclas Gas-Líquido

En lo que respecta a las combinaciones de una sustancia en estado líquido y otra en estado gaseoso, podrán aparecer teniendo al gas como soluto y como solvente:

  1. Mezcla gaseosa: El gas puede aparecer como disolvente cuando el líquido actúa como soluto, es decir que el gas aparece en mayor proporción. Esto ocurre en contadas ocasiones, pero de todos modos aparece el fundamental caso del vapor de agua en el aire, donde las partículas líquidas pasan a componer un gas. Si bien existen ambientes que están especialmente dotados de este vapor, la humedad en el aire es algo que en mayor o menor medida siempre está presente, por lo que la combinación se puede ver en cualquier momento y lugar.
  2. Mezcla líquida: En otras ocasiones, el gas es la sustancia que ocupa una menor proporción de la mezcla, dejando el lugar mayor para el líquido. Todas las bebidas que tienen gas son un ejemplo muy claro, pues se produce una efervescencia dada por el dióxido de carbono en el líquido. Es la presión del ambiente combinada con el dióxido de carbono la que dota a la bebida de su condición de gaseosa.

Ejemplos de Mezclas de líquidos y gases

Entre los dos casos, la siguiente lista reúne algunos ejemplos de mezclas en las que se presenta un elemento líquido y otro gaseoso.

  1. Las bebidas gaseosas.
  2. El rocío, partículas líquidas en un medio gaseoso.
  3. Una botella de cerveza.
  4. La espuma de un shampoo.
  5. Una nube.
  6. Una clara de huevo batida (líquido con aire disuelto en su estructura)
  7. Bebidas espumantes.
  8. El oxígeno del mar.
  9. El vapor de agua presente en el aire.
  10. Las cervezas.

Otras mezclas específicas

Pueden servirte:

Derechos Reservados

© Está permitido el uso de los contenidos, siempre y cuando se reconozca con un enlace a este artículo, como fuente de información.

Cómo citar este contenido:

Enciclopedia de Ejemplos. (2016). 10 Ejemplos de Mezclas Gas-Líquido. Recuperado de: http://www.ejemplos.co/10-ejemplos-de-mezclas-gas-liquido/
Mostrar
Ocultar